Yolanda Díaz está dispuesta a subir el salario mínimo sin el consentimiento del empleador  Ciencias económicas

Yolanda Díaz está dispuesta a subir el salario mínimo sin el consentimiento del empleador Ciencias económicas

La segunda viceprimera ministra y ministra de Trabajo Yolanda Díaz está dispuesta a subir el salario mínimo interprofesional (SMI) antes de fin de año, aunque no se llegue a un acuerdo con el empleador. “Habrá un aumento y será inmediato”, dijo Díaz este viernes, antes de que los empleadores se mostraran reacios a acordar una mejora en el salario mínimo de este año.

En entrevista con La 1, Díaz expresó su disconformidad con la posición del empresario durante las negociaciones: “Me siento muy triste porque esta mesa pudo haber sido solo una consulta y sin embargo yo quería que hubiera diálogo social y lo hubo. Pero es cierto que hay una parte que está sentada a la mesa sin negociar, que dice que quiere cero euros, y abandona la mesa diciendo que quiere cero euros. Esta no es una negociación. Intentaré llegar a un acuerdo con el mayor número de interlocutores “. Sin embargo, el vicepresidente también dejó la puerta abierta para que los empresarios se sumen al consenso: “Yo le doy prioridad al acuerdo de monto”.

Díaz destacó que se producirá el alza del SMI: “Sin duda”, en octubre, noviembre y diciembre habrá un salario mínimo superior al actual. El vicepresidente encuentra “incomprensible” que las organizaciones empresariales digan que ahora “no es el momento” de subir el salario mínimo cuando España atraviesa una “crisis violenta” que necesita ayudar a los más débiles.

En una reunión con agentes sociales el pasado lunes, Trabajo cambió sus aspiraciones para intentar ganarse el favor de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE). Por tanto, el ministerio abrió la posibilidad de que el importe incrementado sea inferior a 12 euros, el valor mínimo propuesto por la comisión de expertos para 2021.

Sin embargo, esta propuesta no satisfizo las afirmaciones de la CEOE, que volvió a manifestar su negativa a incrementar el SMI este año. Para los representantes de los empresarios, primero hay que consolidar la recuperación económica, por lo que siguen argumentando que “ahora no es el momento” de aumentar el salario mínimo, congelado desde enero de 2020, a 950 euros mensuales por 14 pagos.

En los últimos días, los sindicatos han hablado con fuerza sobre el aumento de SMI: no hay razón para no aumentar esta cantidad este año y no firmarán un convenio que no incluya una vía de aumento para 2022 y 2023 Secretario de UGT Pepe Álvarez el miércoles pasado . Álvarez citó al empresario como el motivo de los desacuerdos que impidieron llegar a un acuerdo en las reuniones.

Expansión de ERTE

El ministro de Trabajo anunció que llamará a los agentes sociales para el próximo día 16 para empezar a discutir la ampliación de los expedientes de empleo temporal (ERTE), que finalizará el 30 de septiembre. “No me gusta para nada que lleguemos al límite, pero siempre vamos a la frontera”, dijo el ministro, dada la corta brecha que existe entre el inicio de las negociaciones y la fecha de vencimiento de la actual ERTE. Díaz ha pedido a empresas y trabajadores “tranquilidad” ya que aquellos sectores que lo necesiten seguirán teniendo la herramienta ERTE al alcance de la mano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *