Villarejo sugiere que hay información en sus periódicos que incluye a Rajoy en El caso de la cocina |  España

Villarejo sugiere que hay información en sus periódicos que incluye a Rajoy en El caso de la cocina | España

El comisionado retirado José Manuel Villarejo sale a declarar en la Audiencia Nacional el 2 de julio.Eduardo Para / Europa Press

El comisionado jubilado José Manuel Villarejo reitera al ex primer ministro Mariano Rajoy en Caso de cocina. En un breve informe presentado a la Audiencia Nacional este viernes, el policía pidió al juez Manuel García-Castellón que le devolviera los originales de los periódicos que habían sido manipulados en su domicilio el pasado mes de octubre, argumentando que solo con ellos podría recordar uno. de los números de teléfono utilizados por Rajoy, a quien el Comisario envió mensajes con información sobre la evolución del espionaje desde 2013 al ex cajero del PP Luis Bárcenas. Villarejo, quien no involucró al expresidente en la conspiración parapolítica de la cocina hasta que compareció en el Congreso el 27 de mayo, ha dicho desde entonces que puede demostrar que el expresidente estaba al tanto del operativo ilegal, que busca recuperar documentos por los que se presume. Ser un PP comprometedor que custodiaba Bárcenas.

En la carta a la que tuvo acceso EL PAÍS, Villarejo reiteró, como ya lo había hecho en el Congreso y luego en el Juzgado, que uno de los teléfonos con los que supuso intercambiaba mensajes con Rajoy comenzaba por 650 y terminaba en 710, y que envió SMS al menos cuatro números, todos los cuales fueron proporcionados por el Ministerio del Interior para sus actividades policiales. El comisario sostiene que existió un segundo número de teléfono, cuyo uso atribuyó al expresidente, a quien también envió información sobre el espionaje de Bárcenas, pero aseguró que no podrá recordarlo hasta que no tenga “pleno acceso”. “a 13 cuadernos. que la policía intervino en su domicilio de Boadilla del Monte (Madrid) el 20 de octubre, cuando aún se encontraba en prisión. “Será difícil para él proporcionar más información en este caso si ni siquiera se le proporciona una copia de sus propios diarios personales”, agrega la carta.

Estos 13 cuadernos recogen explicaciones de los supuestos contactos que mantuvo Villarejo desde el 26 de junio de 2007 hasta el 5 de mayo de 2016 y por tanto recogen el período durante el cual se puso en marcha Operación Cocina. Como se destaca en uno de sus informes por parte de los agentes de la UAI a cargo de la investigación, un diario personal para “lectura personal por parte de quien los realizó”, que incluye como registro las supuestas actividades, reuniones o comunicaciones. Con terceros países, como así como las fechas en las que ocurrieron y una “breve descripción de su propósito”. En una de sus resoluciones, el magistrado destacó que sus páginas manuscritas permitieron trazar un “cronograma” de los hechos más importantes ocurridos durante el espionaje de Bárcenas. Su hallazgo fue clave para que el magistrado aceptara la solicitud de la Fiscalía Anticorrupción de imputar a la exsecretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, y a su marido, el empresario Ignacio López del Hierro.

El comisionado ahora quiere reinstalarlos, argumentando que así como el juez los considera clave para sostener los cargos contra algunos imputados, también son esenciales para su defensa. “Como su cerebro, su diario personal no puede ser removido como una lobotomía para que no pueda recordar y así poder defenderse y al mismo tiempo seguir cooperando con el Poder Judicial para esclarecer plenamente los hechos investigados. “, Recoge la carta en la que también reconoce las anotaciones como” enteramente “suyas.

Mensajes de “una sílaba”

Villarejo involucró a Rajoy por primera vez en la comparecencia de espionaje de Barcelona el 27 de mayo en la comisión parlamentaria de investigación Caso de cocina. En el Congreso, el policía retirado aseguró que había enviado estos mensajes telefónicos o SMS a petición del propio exlíder del PP, que no se fiaba de los datos que le habían enviado sus asociados por espionaje en Bárcenas. Hasta el momento, el comisionado no ha implicado al expresidente en sus numerosas declaraciones judiciales en la trama ideada por el Ministerio del Interior. En entrevista con EL PAÍS, Villarejo confirmó que ha estado involucrado en Cocina con diferentes cargos del PP y del gobierno, pero nunca con Rajoy: “El único con el que no hablo personalmente, sino a través de intermediarios, es con él. “Señor Rajoy”, dijo.

En el Congreso, sin embargo, Villarejo insistió en que había intercambiado mensajes telefónicos con el entonces presidente, que generalmente eran preguntas breves y respuestas de “una sílaba”. Preguntado por los legisladores, agregó que el número de teléfono que presuntamente atribuyó a Rajoy “comienza en 650 y termina en 710”. El oficial luego confirmó que las pruebas de este presunto intercambio se encontraban en sus archivos -intervenido por la policía- y que lo probaría en un futuro juicio cuando tuviera acceso a ellas nuevamente. Horas después de esas declaraciones, el juez llamó a Villarejo a declarar nuevamente como imputado. Caso de cocina.

En ese interrogatorio, realizado el 2 de julio, el policía insistió en que había enviado mensajes al teléfono móvil de Rajoy y había hablado por primera vez en dos números distintos: “[El presidente] Estaba interesado en este tema “, dijo. En ese momento, el policía tampoco aportó pruebas y se limitó a “buscarlos” y facilitar los teléfonos a los que enviaba estos supuestos mensajes. Hasta ahora no lo es.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *