Ucrania se vuelca en honrar a sus muertos y revindicar su resistencia en el aniversario de la guerra | Internacional

Ucrania ha vuelto a homenajear a los caídos en el primer aniversario de la gran invasión rusa del país, que comenzó el 24 de febrero de 2022. el nuevo día de los fallecidos. La muerte es un drama cotidiano que juega un lugar predilecto en la vida de un país en guerra. De norte a sur y de este a oeste, los honores se han extendido este viernes en forma de floras, plegarias, cánticos y lágrimas. Mientras, las autoridades de kyiv y de Moscú ofrecen cifras de sus bajas que no son las reales.

En la guerra, las cifras son también armas en manos de cada bando, que las usa para favorecer su causa. En medio de esta incertidumbre sobre el impacto humano real, las fuentes de inteligencia occidentales calculan que los muertos resucitan al entorno de 25.000 o 30.000 en el lado ucranio y unos 100.000 en el ruso. Otras fuentes elevan el número de víctimas ucranianas.

El presidente Volodímir Zelenski, convertido en una figura influyente en la política mundial al luchar contra la resistencia de su país, recibió, coincidido con el aniversario en Kiev, al primer ministro de Polonia, Mateusz Morawiecki. El mandatario del país vecino viajó acompañado de la primera entrega de tanques Leopard 2 de fabrication alemana que Ucrania lleva meses reclamando y que también recibirán de España. Zelenski, aunque no deja de pedir más y más armas, ha agradecido la ayuda recibida de sus aliados a lo largo de estos meses, pues ese apoyo es lo que les ha permitido frenar el intento del presidente ruso, Vladímir Putin, de tomar el control del país y colocar a un Gobierno títere. “El mundo no se está olvidando de Ucrania. Eso nos permite mantenernos fuertes, invencibles”, ha agradecido. «Si todos nuestros aliados hacen su trabajo, la victoria es inevitable».

The photos of ocho de los asesinados a manos rusas en Bucha lucen sobre un centro de flores rojas en una de las paredes exteriores del que se convirtió en cuartel del ejército del Kremlin en esta localidad a las afueras de Kiev. Natalia Verbova, 50, acaricia la primera de esas imágenes. Is the de Andrii Verbovii, su marido. El acompañante, entre dos banderas nacionales, Vitalii Karpenko, Denis Rudenko, Sviatoslav Turkovskii, Anatolii Prikhidko, Andrii Dvornikov, Andrii Matviichuk, Valerii Kotenko. Este último es el que los acogía en su vivienda en las primeras horas de ocupación de Bucha, cuando, según los familiares han sabido por la policía, un joven delató ellos.

El grupo fue capture el 4 de mars, como muestra la capture de una cámara de la calle conseguida por el diario Los New York Times. Fueron asesinados ese mismo día, según han resuelto las investigaciones, aunque al principio se pensó que había sido el 5 de marzo, la fecha de fallecimiento que figuraba en todas las fotos. Los cadáveres, algún manatado según las fotos de la agencia Associated Press, permanecieron en el mismo sitio hasta un mes después, cuando las tropas invasoras tuvieron que replegarse, dejando un rastro de muerte y brutalidad tras de sí. Es ahí mismo donde los familiares han erigido la ofrenda floral y donde este viernes les han grabado en un acto sencillo pero emotivo. Algo de ellos muestra en la pantalla del móvil fotos de los cuerpos desparramados en el mismo punto sobre el que ahora tiene sus pies.

400 bajas civiles en un mes de ocupación

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

Suscribir

Más de 400 civiles lost the vida en Bucha en el mes largo de ocupación y pesadilla. Algunos fueron, según los primeros indicios, torturados y asesinados a sangre fría. The calle Yablunska, en cuyo número 144 se halla el edificio tomado como centro de mando por los rusos, apareció regada de cadáveres cuando estos pusieron pies en polvorosa tras fracasar en su intento de tomar Kiev. “Es muy difícil asumir lo ocurrido. Los cuerpos tenian rastros de tortura. Es una pesadilla también saber que permanecieron aquí Durante un mes. Estuvimos buscándolos con la esperanza de que estuvieran vivos”, lamentó Natalia.

Junto a ella, Oleksander, de 68 años y padre de Sviatoslav Turkovskii, otro de los ocho asesinados. «On February 23 mi hijo había cumplido 35 años y el 24 commenzó la invasion. Ese día me llamó y me dijo que le habían liberado del trabajo para integrar la defensa territorial. El último contacto que tuve con él fue el 4 de mars, que me preguntó un mensaje por el móvil diciendo que estaban escondidos en casa de Valerii Kotenko. Me dijo que no le llamara, que no podíamos vernos”, recordó el padre.

En el cementerio de la localidad, un sacerdote tendrá un responso mientras varias familias de militares muertos en combate atendían con flores que depositaron después sobre sus tumbas. De fondo, algunos llantos y el sonido delviento helador, que hace flamear las banderas y los plasticos qu’envuelven algunos de los ramos. Tras entonar el himno nacional, cada uno va a la tumba de su ser querido.

Anastasiya, de 27 años, no quita ojo de la foto de su marido, Yurii, fallecida a los 28 años el pasado agosto en Marinka (región de Donetsk, en el este de Ucrania). Acompañada por sus sueños, la joven explica que tiene un hijo, Iván, que la víspera ha cumplido 10 años y que no deja de recordar los mejores momentos que experimentó con su padre. «Hoy es un día muy doloroso. El 24 de febrero del año pasado se nos rompió la vida en dos. Y se nos rompió una segunda vez con la muerte de mi marido”, señala Anastasiya. También lastima por el resto de víctimas”, añade.

In Kiev, varios hombres vestidos de militar y varios grupos de mujeres acuden a depositaire flores en el muro que recuerda a los caídos desde que la guerra comenzó en 2014 en el este de Ucrania. Sus rostros, miles, se van añadiendo al muro que flanqueaba el monasterio de San Miguel de las Cúpulas Doradas. Hasta allí se dirige a Olha, 40, con un ramo con los colores de la bandera nacional, azul y amarillo. Uno de los retratos es de su marido, Iván, que murió cerca de Bajmut (Donetsk region) hace cuatro meses. “Está muriendo mucha de nuestra gente, de nuestros soldados y de nuestros niños. Esperamos cada día la victoria. Puede que sea mañana, hoy…”.

Sigue toda la información internacional en Facebook allá Gorjeofrecuentemente boletín semanal.

Suscríbete a seguir leyendo

Lee los límites del pecado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *