Previsiones económicas: cuidado con la euforia  Ciencias económicas

Previsiones económicas: cuidado con la euforia Ciencias económicas

Después de tantos lamentos por la pandemia, tomemos un poco de alivio. Las previsiones económicas de verano de la Comisión son alegres. Vuelven a calcular el crecimiento a escala de la UE. Y, en raras ocasiones, la eurozona se encuentra en una línea paralela cuando suele estar rezagada.

Para darle significado, el curador Paolo Gentiloni recuerda que se trata de la “mayor revisión al alza” de las previsiones en una década.

Más información

Pero uno es el alivio que alienta, y el otro es la euforia e incluso la complacencia que adormece. Porque junto con datos inusuales, están surgiendo algunas nubes. Uno es el despegue de quinta ola de la pandemia, surfeando la cepa india importada del Reino Unido. Bruselas y diversas señales institucionales advierten seriamente de sus efectos económicos adversos si no se corrigen los excesos.

Otro es el retraso en términos de velocidades más altas en Estados Unidos y China.

Y lo más peligroso es que si la recuperación del nivel de PIB preestablecido (2019) se consigue en la UE y en la eurozona en el tercer trimestre de 2021 (para España, en 2022), como proyecta la Comisión, halcones se aprovecharán del caso.

Intensificará su batalla para volver rápidamente a las estrictas reglas del Pacto de Estabilidad, olvidándose de los rezagados. Con más habilidades que durante la Gran Recesión, Wolfgang Schaeuble (PIE, 2/6) pide la vuelta a la “normalidad fiscal” de los más endeudados (olvídense de las obligaciones de quienes tienen excesivos superávits por cuenta corriente); mientras Lorenzo Bini Smagi le recuerda que 2019 aún no fue normal, los efectos de 2008/2011 aún continúan (PIE, 14/6).

Y lo mismo con halcones dinero en efectivo. Utilizarán la subida temporal de la inflación (1,9% este año en la eurozona, según la Comisión; 2,5% en España, según el Banco de España) para pedir a Frankfurt que retire los incentivos.

Ya están atacando las tasas de interés negativas, como si las positivas fueran de la ley natural: ella lo tomó “, exclama el ex juez constitucional de Alemania Paul Kirchhoff. El profesor Friedrich Heinemann de ZEW (5/7).

Lo más impresionante del trabajo de la Comisión es su recordatorio de que para fines de 2022, aunque el nivel económico anterior a la epidemia se ha recuperado, será “un 1% más bajo” de lo planeado en ese momento.

Gentiloni luego dejó en claro: “Nuestro objetivo no es volver a los niveles del PIB a partir de 2019”. Así lo señaló la propuesta del primer ministro italiano Mario Draghi y del gobernador español Pablo Hernández de Cos de incrementar la ambición de la política económica de la Unión, que radiografiamos en Volver a 2019 no es suficiente (EL PAÍS, 29/6). ¿Cómo ponerle una campana a un gato?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *