Maria Louisa Balager, magistrada constitucional: "Se necesita ley de monarquía parlamentaria" |  España

Maria Louisa Balager, magistrada constitucional: «Se necesita ley de monarquía parlamentaria» | España

Maria Louisa Balager, magistrada del Tribunal Constitucional, frente a su sede en Madrid.
Maria Louisa Balager, magistrada del Tribunal Constitucional, frente a su sede en Madrid.INMA FLORES / EL PAIS

La profesora de Derecho Constitucional María Luisa Balager (Almería, 1953) lleva cinco años en el Tribunal Constitucional y está acostumbrada a ejercer su derecho a discrepar de la mayoría conservadora que rige las sentencias. Después de dedicar 25 años a la abogacía y la docencia, Balaguer lucha ahora con el sector progresista con los fallos más controvertidos de la Corte.

Pregunta. El Tribunal Constitucional anuló la detención domiciliaria del primer estado de angustia. ¿Cree que España puede ordenar el arresto domiciliario solo para combatir la pandemia declarando el estado de emergencia, como dice la sentencia?

La respuesta. Mi voto particular dijo que no, todo lo contrario. La ley orgánica que regula el estado de angustia, exclusión y asedio establece tres supuestos. El estado de alarma, destinado principalmente a las epidemias; el estado de excepción está diseñado más para el terrorismo; y el asedio está diseñado para una agresión internacional. Mi posición fue que el estado de ansiedad es el estado ideal. Era otro asunto, y lo discutí en la presentación, que el Estado debe ser proporcionado a la medida que adopte. De la misma manera que se dijo que una persona podía pasear con un animal o cuidar a un anciano, pudo haber sido menos estricto, y esto finalmente determinó que la Corte consideró que se había violado el contenido esencial. . Pero cuando esto se hace por primera vez, el gobierno no sabe qué hacer. Esta fue una situación sin precedentes en nuestra cultura. No hay una sola sentencia en derecho comparado de ningún tribunal que haya juzgado medidas excesivas como las contenidas en este real decreto. El estándar mundial era el cierre completo y absoluto dada la propagación del virus, que era exponencial.

“En derecho comparado, no hay una sola sentencia de ningún tribunal que haya juzgado medidas excesivas como las contenidas en este real decreto. [del estado de alarma]»

pag. ¿Le sorprendió que el Tribunal Constitucional volcara la prisión con una mayoría mínima?

R. Mi capacidad de sorpresa es ilimitada, no solo en el Tribunal Constitucional, sino también en otros ámbitos de la vida. Respeto las posiciones que se discutieron en el plenario. Lo bueno de los tribunales constitucionales es la oportunidad de ejercer su derecho diferente a votar en el interior. Soy uno de los magistrados que tiene más votos privados. Pero el locutor y la mayoría, que era escasa, solo seis personas [de 11]Tienen derecho a emitir la sentencia que creen que se basa en criterios técnicos. No me siento como si estuviera en la corte tratando de derrocar al gobierno.

pag. Ha celebrado una votación privada con el magistrado Xiol, en la que consideran desproporcionadas algunas de las sanciones impuestas a los independientes catalanes. Esto llevó a algunos magistrados del Tribunal Supremo a decirle a EL PAÍS que esta votación en particular daría alas a los independientes y permitiría al Tribunal Europeo de Derechos Humanos condenar a España por el veredicto. proceso. ¿Estás preocupado?

R. No me preocupo por varias razones. En primer lugar, no creo que dos votaciones distintas cambien en absoluto los criterios del Tribunal de Estrasburgo. El Tribunal Supremo debe entender que una vez dictada la sentencia, el Tribunal Constitucional examina cómo se aplica el derecho penal desde el punto de vista de la Constitución. Aquí he intentado sustentar esta frase, y de hecho la he apoyado plenamente, salvo por los detalles que ahora les explicaré.

pag. Estos magistrados de la Corte Suprema entienden que su voto individual va más allá de las funciones que la ley asigna al Tribunal Constitucional como tribunal de garantía cuando entra para evaluar la proporcionalidad de la sentencia. ¿Compartes este criterio?

R. En la votación específica, mencioné explícitamente que creo que el delito está bien ubicado y la calificación está bien hecha legalmente; No estaba de acuerdo con el Supremo en esta área. Cual fue la diferencia? Pues bien, la diferencia vino en una sentencia que fue 136/99, que el Tribunal Constitucional falló en contra de la masa de Harry Batasuna, anulando una sentencia del Tribunal Supremo porque las sentencias no se cumplieron lo suficientemente bien bajo el Código Penal. En base a esta decisión, que ya es la jurisprudencia de la Corte Constitucional y por eso me pareció razonable que la siguiera la mayoría, el camarada Xiol y yo pensamos que la calificación correcta del tipo, lo que no se hizo, era correcto. cuantificó las penas para todas estas personas en relación con su grado de implicación en el delito. Desde nuestro punto de vista, un hombre que lleva a una masa de gente a la movilización, en la medida en que fue presidente de una asociación. [con relación a Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, condenados a nueve años de cárcel por un delito de sedición], no tiene el mismo grado de participación que el presidente de una comunidad o el presidente de la mesa parlamentaria. Su nivel de compromiso con la posibilidad de cambiar la territorialidad del estado en cuestión era muy diferente y nosotros como tribunal teníamos que ver que este no es el mismo castigo y no se puede completar de la misma manera. Un tema puramente técnico y lo hice. en una votación cerrada. La única cuestión era tener en cuenta este tema.

«No creo que dos votaciones distintas vayan a cambiar el criterio del Tribunal de Estrasburgo [sobre la sentencia del ‘procés’]»

pag. ¿Y por eso consideraron inconstitucional la sentencia?

R. La ley orgánica del Tribunal Constitucional muchas veces no nos permite estar de acuerdo con las sentencias en su mayor parte y tener un pequeño o mediano desacuerdo. Esto está pasando mucho y me entristece, porque se debe reformar la ley orgánica del Tribunal Constitucional. Al apelar contra la inconstitucionalidad, cuando puedo estar de acuerdo con todos los artículos de la ley, pero no con un párrafo, no puedo votar a favor, debo votar en contra.

pag. ¿Quedó satisfecho con la decisión sobre la Ley de Seguridad Civil, que aprueba las devoluciones en caliente?

R. Hice un voto personal muy extenso, que incluía varios mandamientos. La cuestión de los retornos calientes me dejó infeliz. Había una considerable inseguridad jurídica en la última redacción proporcionada por el Tribunal. Y era necesario abordar más la inseguridad jurídica en cuestiones como la inmigración. Declararía inconstitucional la Ley de Seguridad Ciudadana en algunos puntos, sí. Estas cosas deben tenerse en cuenta. Esta es como otra votación privada que hice el día de la reflexión de la campaña electoral. Hay que digitalizar la Constitución, adoptar la mentalidad de que nuestra Constitución, que es análoga, debe ser digital ahora. Si tú, en el día de la reflexión, multas a los medios porque están haciendo campaña, entonces tendrás que encerrar a la gente ese día, no permitirles que se comuniquen por Whatsapp ni que salgan a la calle; Cortar por completo la sociedad digital en el día de la reflexión. Y finalmente, ¿para qué? ¿No está ya formado la persona que votará mañana su criterio? Vi muy sorprendentemente que mis compañeros no me entendían en este sentido.

«Declararía inconstitucional la Ley de Seguridad Ciudadana en algunos aspectos»

pag. ¿Debería reformarse la Constitución para determinar mejor si la inmunidad del rey se aplica a asuntos de su cargo público oa las actividades de su vida privada?

R. No es claro. Si se abordara la reforma constitucional, se abordarían muchos temas de la monarquía que ni siquiera se pensaban en ese momento. Lo que me parece muy importante y se podría hacer es una ley de la monarquía, que abarque todo el desarrollo constitucional, contemplando todas las situaciones posibles que puedan surgir en el estatus legal de la monarquía. Incluso se prevé la reforma de la línea sucesoria, aunque ya se puede considerar el artículo 57 [que impone la prevalencia del varón sobre la mujer] se puede considerar inconstitucional, pero sobre todo se necesita un estatus legal de la monarquía. Es decir, una ley de la monarquía parlamentaria y en mi opinión este tipo de situaciones deberían ser consideradas.

pag. ¿En qué temas apoya la reforma de la Constitución?

R. Las reformas constitucionales son muy comunes en Alemania, Francia y otros países. Tenemos una Constitución muy moderna, pero precede a nuestra integración en Europa. Desde el punto de vista del Derecho europeo, es necesaria una reforma integral. Pero además, en lo que respecta a los derechos fundamentales, esto también me parece muy importante, porque los derechos que se consideraban fundamentales en su momento, el derecho a la vida, el derecho a la libertad, la seguridad, etc. Hoy, sin embargo, se maximizan en comparación con otros que están muy desatendidos, como el derecho a la salud o el derecho a la vivienda. Creo que algunos de los principios rectores deben ser derechos fundamentales de aplicación inmediata sin necesidad de intervención legislativa. Y luego todavía hay un cierto centralismo en el estado, que proviene de la propia Constitución. Son reformas técnicas, no ideológicas, que mejorarían mucho. Hay un libro escrito por unos compañeros murcianos que habla de la necesidad de pasar a una constitución digital, porque ahora mismo la constitución analógica está muy superada en áreas como el algoritmo y todo lo que se conoce como capitalismo de observación y esa es la Constitución, debe reflejarlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *