Cuatro días sin Clara: la demanda en el embalse de San Juan aumenta en superficie y suma tres perros |  Madrid

Cuatro días sin Clara: la demanda en el embalse de San Juan aumenta en superficie y suma tres perros | Madrid

Pese a la extensa búsqueda de Clara, la niña de nueve años, que cayó en la presa de San Juan en Madrid el martes por la tarde, sigue sin dar resultados. Este viernes se sumaron a la operación Arsa,, zen Y. Hijo tres perros de la Guardia Civil, que pasearán por las orillas del estanque durante todo el día. Las tropas actualmente estacionadas son más de 70 y han aumentado la demanda de la superficie antes de que pueda aparecer el cuerpo. Sin embargo, Luis Rincón, bombero de la Comunidad de Madrid, bajó esa expectativa: “No hay ninguna certeza de que esto pueda pasar”.

Más información

A las 72 horas del hundimiento, comienza el período en el que es más probable que la canal suba a la superficie debido a los efectos de la descomposición y los gases corporales. En este caso, no está claro qué está sucediendo, ya que cayó al fondo, enredado en una rama. Aquí es donde radica la mayor dificultad: bajo el agua. La visibilidad casi nula, que se inicia desde un metro de la superficie, es uno de los principales obstáculos a la demanda hasta el momento.

Los buzos tuvieron que usar potentes reflectores para rastrear el fondo, incluso durante el día. “Casi tienen que sentir el suelo”, dijo Rincón. Están asistidos por dos sonares proporcionados por la propia familia de la niña. El área donde originalmente se registró a la niña alcanzó una profundidad de 17 metros, pero hay otras partes donde alcanza los 40. “Los buzos son relevados desde el amanecer hasta el anochecer”, dijo el funcionario.

Los drones, atendidos por bomberos, sobrevolaron el pantano toda la noche y desde las siete de la mañana sus barcos peinaron el agua una y otra vez. Según el testimonio de la tía de la pequeña que dirigía el bote, Clara se cayó de una plataforma de madera en la parte trasera del bote. Inicialmente, el equipo se centró en la zona que indicaba, pero ahora se ha ampliado a 4.000 metros cuadrados. “Las referencias que se dan cuando un cuerpo desaparece son a veces complicadas”, dijo Rincón.

Investigación abierta

Paralelamente, la investigación de la Guardia Civil continúa esclareciendo las circunstancias que rodearon la desaparición, aunque ha dejado claro desde un principio que no están considerando otro caso que no sea un “accidente”. Un juez de guardia de Navalcarnero abrió el proceso tras recibir el informe de las investigaciones realizadas por la Guardia Civil. La tía ya ha sido interrogada por agentes.

Una autopsia del cuerpo, si se encuentra, arrojará luz sobre lo sucedido. Es probable que la niña se sienta mareada y se caiga al inhalar los vapores del bote, resbale y golpee o sea arrastrada por el rastro que deja el bote. Se sabe que la menor no llevaba chaleco salvavidas y que sabía nadar.

La familia regresaba al puerto privado de Ciudad San Ramón, una exclusiva urbanización perteneciente al municipio de San Martín de Valdeiglesias, cuando ocurrió el fatal accidente. Los familiares de Clara tienen una dirección en esta urbanización, desde donde continúan la labor de búsqueda, atendidos en todo momento por los psicólogos de Suma.

La navegación en el área cercana al área de búsqueda es limitada y el Concejo Municipal está considerando prohibir el baño en áreas designadas este fin de semana. Este es el único lago donde se permite bañarse en la región.

Suscríbete aquí a nuestra nueva newsletter para Madrid.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *